Conocer los síntomas

27/4/2018 | María José Rincón (Diario Libre, República Dominicana)

Hay errores tan frecuentes que se han merecido el dudoso honor de ser nombrados con unas palabras que los hacen parecerse más a enfermedades que a malos usos lingüísticos. Tres de ellos están relacionados con nuestro tan traído y llevado que. Del queísmo y del dequeísmo ya hemos tratado en otras Eñes. Hoy quiero presentarles el quesuismo, un uso más frecuente de lo que nos gustaría tanto en la lengua hablada como en la escrita.

Conocer sus síntomas es el primer paso para tratarlo. Su mismo nombre nos apunta en qué consiste el error: utilizar la secuencia formada por que más el adjetivo posesivo su donde deberíamos usar el relativo posesivo cuyo. Vamos a los ejemplos. Si leen la frase *Me gustan las novelas que su protagonista es misterioso, encontrarán la secuencia de la que les hablo.

Si estamos escribiendo, lo correcto es redactarla como Me gustan las novelas cuyo protagonista es misterioso. Sin duda el relativo posesivo cuyo va perdiendo terreno, incluso en la lengua escrita, a pesar de su evidente utilidad. En la lengua hablada casi nunca lo encontramos, por no decir nunca. ¿Qué recursos tenemos entonces para evitar el quesuismo cuando hablamos?

Leer más en diariolibre.com

 

También podría interesarle

Pautas para la vida

10/8/2018 | María José Rincón (Diario Libre, República Dominicana) La lengua tiene sus propios mecanismos …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Powered by themekiller.com anime4online.com animextoon.com apk4phone.com tengag.com moviekillers.com